Preparándonos para las Redes de Transferencia de Innovación (ITN)

Del 10 de enero al 20 de marzo de 2024, URBACT lanza la convocatoria Innovation Transfer Networks (ITN). El objetivo de estas redes es transferir proyectos financiados en el marco de Acciones Innovadoras Urbanas (UIA) a otras ciudades de la Unión Europea, Albania, Bosnia y Herzegovina, Montenegro, Macedonia del Norte y Serbia.

Este artículo ha sido traducido de la página web de URBACT. El original se puede consultar aquí: https://urbact.eu/whats-new/stories/get-ready-innovation-transfer-networks

 

¿Qué ganan las ciudades?

A través de esta convocatoria, se invita a las ciudades que recibieron financiación para desarrollar una Urban Innovative Action (UIA) de 2016 a 2023 a actuar como Socios Líderes (LP) y transferir su experiencia, conocimientos técnicos y asesoramiento a otras ciudades interesadas en poner en marcha un proyecto similar. A través de la metodología de transferencia URBACT -Comprender, Adaptar y Reutilizar-, los Socios de Transferencia del proyecto generarán una comprensión más profunda de todas las dimensiones de la práctica original de la UIA. En última instancia, las ciudades que participan en cada una de estas redes mejorarán su capacidad para diseñar soluciones innovadoras de forma integrada y participativa, pudiendo identificar los fondos necesarios para su implementación.

 

Para saber un poco más, puede escuchar en el siguiente vídeo a los expertos Eddy Adams y Matthew Baqueria-Jackson hablar del método Comprender, Adaptar, Reutilizar:

 

Durante un período de dos años y a través de un proceso organizado de intercambio y aprendizaje entre pares, los socios del proyecto trabajarán juntos para desarrollar un plan de inversión a medida para la ejecución del proyecto de innovación. Esto se hará con el apoyo de los expertos de URBACT y vinculado en cada ciudad a un Grupo Local URBACT formado por agentes clave locales que reúnan diferentes perfiles de dentro y fuera de la administración local.

 

En el siguiente gráfico se resumen las acciones que las ciudades participantes pueden esperar de estas redes:

 

Poner a prueba la transferencia de innovación

Replicar la innovación nunca es fácil, pero entre 2021 y 2022 se encargó a cinco redes piloto que pusieran a prueba el método de transferencia de innovación diseñado por URBACT. Veinte ciudades en total participaron en estas cinco redes, cada una de ellas liderada por una ciudad que había puesto en marcha un proyecto UIA.

 

La evaluación final del proyecto piloto demostró el éxito de este método de transferencia y arrojó luz sobre algunos puntos importantes a tener en cuenta:

 

Descomponer el proyecto UIA original

 

Un proyecto transferible es aquel que puede modularse fácilmente. Los proyectos UIA son intervenciones estratégicas grandes y complejas diseñadas para un territorio concreto. Es raro que puedan transferirse todos los componentes del proyecto por lo que normalmente es necesario descomponerlo en sus partes fundamentales. En la mayoría de las redes piloto, los socios disponían de una lista predefinida de componentes, lo que les permitió seleccionar los que mejor iban a funcionar en los distintos contextos locales. Un análisis de las ventajas y los inconvenientes, elaborado por el experto de la red, ayudó a orientar estas elecciones.

 

Ejemplo práctico: Rotterdam (Países Bajos) pudo adaptar un plan de inversión desarrollado por Birmingham (Reino Unido) a través de la red USE-IT. Para ello, Rotterdam adaptó las herramientas y métodos del plan de inversión de Birmingham a su realidad local para apoyar el desarrollo de un centro de contratación para cooperativas de trabajo de barrio. Como resultado de la participación en esta red se ha producido un profundo impacto en el trabajo asociativo en Rotterdam, con una mejora de las relaciones entre el Ayuntamiento, la Agencia Voor Goed que promueve el espíritu empresarial social y el Fondo de Impacto Social de Rotterdam.

 

No obstante, la modulación conlleva ciertos riesgos. Puede resultar difícil para los socios comprender plenamente cada componente y rechazar uno o más módulos potencialmente impactantes. Para mitigar esto, la mayoría de las redes ofrecieron la opción de módulos, pero incluyeron entre estos uno que todos los socios estarían de acuerdo en transferir.

 

Ya se ha señalado la importancia de fragmentar los grandes proyectos estratégicos de innovación. Debemos pensarlo como un proceso ingenieril en el que se desmonta una máquina para entender mejor cómo funcionan todos sus componentes, siempre que se recuerde dónde va cada cosa cuando se vuelve a montar.

 

Este planteamiento también es útil cuando los socios de transferencia no disponen de financiación a gran escala. En ese caso, pueden elegir los elementos que están seguros de poder financiar. No obstante, hay que tener en cuenta el riesgo potencial de que los socios elijan los elementos más fáciles o baratos, pero potencialmente menos innovadores.

 

 

Peldaños en el camino de la transferencia

El método de transferencia URBACT se compone de diferentes hitos que allanan el camino hacia la transferencia.

El primer hito importante es el estudio de transferibilidad. Se compone de información, datos y cifras sobre el tema que aborda el proyecto UIA a transferir y que se recopilan tras las visitas de la red a cada ciudad y las conversaciones con la administración municipal, los cargos políticos y otros agentes relevantes fuera de la administración municipal. Todos los datos recopilados y analizados constituyen una base de referencia para cada ciudad, pero también indican el potencial de transferencia de cada una de ellas, con puntos fuertes y débiles en los que hay que seguir trabajando. Este estudio de transferibilidad se convierte en la referencia para el camino a seguir en términos de actividades en red y puntos de aprendizaje antes de la transferencia real.

 

Otros hitos son las actividades de capacitación organizadas por el Secretariado de URBACT, formaciones en el uso de herramientas o sesiones temáticas y eventos, como el URBACT City Festival que es una fuente de inspiración para las ciudades.

 

Por último, el principal resultado tangible de cada socio del proyecto es un plan de inversión en el que figuran todos los recursos necesarios y los pasos a seguir para la aplicación de la práctica UIA (parcial o totalmente).

 

 

¿Dónde está la pasta?

La transferencia de soluciones urbanas innovadoras rara vez es un proceso de copiar y pegar. Para que la transformación pueda materializarse es necesario cierto grado de adaptación y reutilización. Dicha reutilización requiere recursos: personas, planes y, sobre todo, recursos financieros. En este sentido y como novedad en las próximas convocatorias, las ciudades van a disponer de un pequeño presupuesto para probar acciones antes de incluirlas en su plan de inversiones.

 

Al final de las cinco redes piloto ya concluidas se encuestó a los socios participantes y más de tres cuartas partes afirmaron que transferirían al menos el 50% del concepto original de innovación UIA. La encuesta también mostró que el 15% de los socios ya había conseguido fondos para ello, mientras que casi la mitad confiaba en que sus planes de transferencia estarían financiados al terminar sus pilotos.

 

 

¿Dónde hay que inscribirse?

Si este artículo le ha abierto el apetito, quizá le interese saber cómo puede participar su ciudad.

Si formas parte de una ciudad interesada en convertirse en socio de transferencia, puedes conectarte aquí a partir del 10 de enero y encontrar los recursos necesarios sobre cómo presentar su solicitud antes del 20 de marzo de 2024. 

Y no olvideis suscribiros al boletín de URBACT y seguirnos en @URBACT para recibir actualizaciones sobre esta convocatoria.

Esperamos daros pronto la bienvenida a la comunidad URBACT,

 

El equipo URBACT

Submitted by Isabel Gonzalez Garcia on 14/12/2023
author image

Isabel Gonzalez Garcia

See all articles